5.1.07

Que se me ensucie la prosa

Nunca pensé que viviría esto. Apollonia lo escribió por ahí, y fue terminante: "No. Yo no soy ni quiero ser periodista". De manera similar respondí yo a quienes me sugerían que buscara un camino en el periodismo, insinuando que lo mío era la literatura y temiendo que mi prosa pura se manchase con la tinta fresca de un diario. Los temas que me gustan son demasiado incompatibles con la vulgaridad de un choque en la ruta 11 o un asesinato en Ciudad Evita, pensaba.

Y, sin embargo, acá estoy.

Escribo esto en la redacción de Edición Nacional mientras espero que los diagramadores me pasen las hojas del diario de mañana. Ya he corregido todo lo que salió de la impresora y hago tiempo, sabiendo que el momento inexorable llegará de todos modos, la hora fatal en que haya que cerrar todo y las impresiones mamarracheadas con birome fucsia se acumulen a un costado de mi escritorio, todos mirándome y yo inventando milagros en el QuarkXPress.

Por ahora, sólo escribo. Aunque este teclado ergonómico no truene como ametralladora, ni esta redacción se parezca a la del diario El Mundo en los '30, igual me siento un poco colega de Arlt. Es él quien me dice, sin dejar de teclear, que "el futuro será nuestro por prepotencia de trabajo". Y ya lo creo, Roberto. Ya lo creo.

Y qué me importa si se me ensucia la prosa.

10 comentarios:

Amaranta dijo...

A buena hora, Solo. Tanto trabajo da sus frutos, mis mayores congratulaciones!

=D

ROCANLOVER dijo...

Claro que si! y mas cuando el trabajo agrada, mis mejores deseos para usted.:)

Apollonia dijo...

¡Ah! ¿Pero corrige? ¡Ese trabajo lo aceptaría con gusto!

¡Si yo nací para corregir!

¡Enhorabuena, Juan!

CassandraCross dijo...

Y digo yo, no podés meter alguien de queruza ahi?

estoy necesitando un laburo mejor al que tengo, con urgencia. O al menos algo que ocupe el extra del tiempo.

Entiendo lo que mencionás y muy bien, sin embargo no creo ni por un segundo que la prosa se ensucie, si hay buena base :) Y usted la tiene... sabe?

Lamento no poder prometerte que escribiré sobre toda la música que me gusta... primero porque es mucha... segundo porque cada vez que la escucho me produce sensaciones diferentes... y fundamentalmente, porque soy anárquica incluso para escribir/oír.

Abrazo y piú avanti...

folavril dijo...

congrats, youngster! :)

Juan dijo...

Amaranta: Todas las gracias. No fue tanto el trabajo, pero los frutos son ricos :)

Rocanlover: ¡Gracias por los buenos deseos!

Apollonia: De acuerdo, pero convengamos también que trabajar en una redacción y dedicarse al periodismo (aunque sea de rebote) es casi, casi, como ser periodista. Sépalo.

Cassandra: No lo creo. Yo mismo, de hecho, soy una especie de suplente forzoso y sé que pronto se me terminará. Lo siento...
Respecto a lo de la base, qué sé yo; si usted lo dice... Yo mucho no me lo creo. Igual, gracias.

Folavril: Énormément de merci, chère ami.

En el fotograma dijo...

Los hervideros noticiosos: la vida parece más veloz en una sala de correcciones periodísticas. De pronto, una tremenda primicia puede significar una marca en la mirada...

salute.

Romau dijo...

La prosa no se mancha!!!
Dele pa'delante, le veo chapa para eso y un poco de buena escritura en el periodismo no viene mal ;)

Abrazo.-

Juan Solo (no, otro distinto) dijo...

Cuando el brillo lo pone uno, ni hasta un charco de mierda puede ensuciarte.
Buena actitud la referencia a Arlt.

Fender dijo...

Increíblemente, dudo que escribir se ensucie de algún modo. Cuando uno más lo hace, más separa las cosas, logrando -quizá- que cada escrito traiga sólo su mensaje específico y no dicisiete cosas distintas. O sea, escribir purifica. Escribir más, aunque sea a tanto la palabra, limpia otros escritos de ripios y cotidianeidades.
Aparte, ud. puede ser periodista porque lo es, no porque se lo propongan, créame.
Lo dice alguien que jamás sabrá qué es.
Y que le tiene algo de envidia. Sana, eh!